Papitas gourmet y nativas...                desde Morochata al mundo

La Asociación de Productores Andinos un ejemplo de innovación
Escrito por: Susana Mejillones y Rigliana Portugal 07/07/2021

De clima predominantemente templado y con una configuración de terreno montañoso y serranías con pendientes pronunciadas, destaca el municipio de Morochata en Bolivia. Está en la cabecera de valle, a casi dos horas y media de la ciudad de Cochabamba, viajando por carretera.

En Morochata, singular paraje boliviano existe una pequeña comunidad conocida con el nombre de San Isidro, Piusilla, allí  fue donde nació don Juan Ruiz López hace 53 años. Su esposa doña Dionisia Katari es una linda cochabambina con quien tienen tres hijos: Tito de 30 años, Bismar de 27 y Kalef de 17.

Don Juan es agricultor especializado en la producción de papa. Nos cuenta que la vida del campo es muy sacrificada, pero a la vez apasionante. Entre los retos ante los que debe actuar destaca el cambio climático que marca la necesidad de enfrentar la adversidad. “Anteriormente donde estaba nuestro colegio y nuestra sede en la comunidad, se hacía chuño y este se congelaba. Ahora ya no se puede hacer chuño, porque las papas amargas que se sembraba para hacer chuño ya no existen; y los ríos y las vertientes se están secando” afirma con tristeza.

Comunidades San Isidro, Piusilla en Morochata.

Aprendiendo en tiempos de pandemia
Quizá el mayor impacto fue la llegada de COVID-19.  Juan afirma que “esta pandemia ha hecho fracasar mucho a la organización en el tema de mercadeo, porque antes de eso trabajábamos muy bien semanalmente. Entregábamos a la semana dos veces la papa, pero ahora en la actualidad entregamos solo un día. El volumen de venta ha bajado”

Cuando Juan habla de la organización se refiere a la Asociación de Productores Andinos (APRA), institución creada el 2004 en la comunidad San Isidro, con el apoyo de PROINPA. Esta entidad no ha dado tregua al trabajo, con el objetivo de incrementar la producción, así como las ventas. Su especialidad son las papas pequeñas, llamadas papas gourmet. “Antes, semanalmente entregábamos a los supermercados 500 kilos de gourmet y 250 kilos de papa nativa. Ahora semanalmente con el COVID-19 estamos entregando 200 kilos de papa gourmet y 80 kilos de papa nativa. Mucho se ha reducido el negocio, es por eso que estamos preocupados” asienta la cabeza, mientras un aire de preocupación deja huella en su mirada.

Papas ofertadas en la feria dominical.
1/2
Papas gourmet y nativas producidas por APRA.
2/2

La pandemia ha significado un alto en múltiples acciones que desarrollaban los miembros de APRA, porque las tareas se han puesto cuesta arriba y los resultados cada vez son más inciertos. Sin embargo, en esta institución, también las mujeres han dado nuevos bríos a la acción, pues con el apoyo del proyecto Papas Nativas de HELVETAS Bolivia, ellas han recibido semillas de papa para sobrellevar los tiempos de COVID-19. “Las mujeres estaban contentas con las semillas de papa. En el caso de la producción hubo ventajas y desventajas, porque hay familias que recibieron buenos frutos de la siembra de semilla, pero a otros no les ha ido tan bien, porque han sembrado en lugares donde no ha llovido y la sequía ha sido dura. Pero igual hemos aprendido, por eso ahora vamos a sembrar y producir papa bajo riego, así aseguraremos la producción” señala Juan. Esta mirada refleja el liderazgo de Juan que observa las dos caras de la moneda, recuperando el aprendizaje sobre todo de aquella experiencia que presenta problemas e imperfecciones.

Juan Ruiz participando en el Taller de Modelos de Negocio.
1/2
Presentación de papas producidas por APRA en evento nacional.
2/2

Papita gourmet, del canchón a la alta cocina
La predilecta de todas las papas y la especialidad en APRA es la papa gourmet, aquella que años atrás, según cuenta Juan no era valorada, “usábamos esa papa para chuño, terminaba agusanado, votado en el terreno y finalmente dábamos a los chanchos”. Pero, ahora otra es la historia porque esta deliciosa papa, no sólo es parte de platillos de alta cocina, sino es el personaje principal en ferias locales, eventos nacionales e internacionales. “Asistir a las ferias, eventos como FEICOBOL y EXPOCRUZ nos ha permitido mostrar nuestro producto acompañando con recetarios, presentado para degustaciones, mostrando las bondades de nuestra papa donde antes era imposible” afirma Juan sonriendo. “Nos sentimos orgullosos de saber que la papa nativa es apreciada por empresas importantes como Zweifel en Suiza. Queremos recuperar lo que se estaba perdiendo de nuestros abuelos y padres, porque ellos sembraban para comer en platos especiales, en fiestas, en cumpleaños. Nosotros los hijos de hoy ya no estábamos tomando en cuenta las papas nativas. Ahora es el momento de mostrar al mundo que tenemos muchas variedades de papas, más de 1500 variedades, todas ellas nutritivas y que nos recuerdan nuestra identidad cultural”.

Sin embargo, llegar a estos espacios de visibilidad no ha sido fácil, es la pasión y el empeño lo que ha dado impulso a productores como Juan. “El trabajo en el campo es muy diferente que, en las ciudades, nosotros a veces no dormimos, sobre todo en época de riego, a pesar de que ahora utilizamos el riego tecnológico con aspersores, antes regábamos las papas por gravedad, trabajamos hombres, mujeres, niños y ancianos, casi no descansamos. Nos tenemos que levantar a las tres de la mañana y llegar a las diez de la noche. Entonces, es muy diferente el trabajo en el campo. Aun así, no dejamos de producir para alimentar a las ciudades” señala este singular personaje que siente por la Organización un sentimiento especial de cariño y compromiso.

Familia de productores de papa.
1/2
Agricultora boliviana.
2/2

Asociación para la acción conjunta
Con total convicción Juan afirma que “es de los socios de quien depende la marcha de la organización” y es que la vida en APRA ha sido compleja, sobre todo ante las vicisitudes que han golpeado duramente a la institución poniendo en riesgo su existencia.

“Nuestra organización está bien consolidada. Tenemos reuniones regulares, rendición de cuentas, elecciones regulares de acuerdo al Estatuto, hemos implementado acciones de control social para hacer el mercadeo de nuestros productos y tenemos un mercado vigente para vender nuestras papas gourmet y papas nativas”, explica Juan.

Supermercados como Fidalga en La Paz, Hipermaxi en Santa Cruz, e Ice Norte en Cochabamba, han abierto sus puertas para que APRA incorpore sus productos, pero la competencia desleal y el contrabando que proviene de Perú y Argentina, han impactado negativamente, provocando el repliegue de APRA de algunos de estos espacios de comercio que han sido obtenidos a base de esfuerzo y tesón.

«Debemos diversificar nuestros productos... como papas chips, pre-congeladas, pre-cocidas, hay que seguir trabajando»

Juan Ruiz

Sueños que se van construyendo
“Debemos diversificar nuestros productos, hay que transformar nuestras papas, como papas chips, pre-congeladas, pre-cocidas, hay que seguir trabajando. También se puede abrir camino con la oca y otros productos”, con esas palabras Juan da cuenta de los sueños de innovación que marcan el derrotero de sus acciones. Para él las alianzas con instituciones como PROINPA, HELVETAS Bolivia a través del proyecto Papas Nativas, son una excelente oportunidad de actuar con resiliencia en un momento en que el contexto de la pandemia demanda transformarse, innovar, motivar y avanzar.

El proyecto Papas Nativas es implementado por HELVETAS Swiss Intercooperation en Bolivia y tiene por objetivo generar modelos de negocio y propuestas de valor de los actores clave en la cadena de valor, en los municipios de Colomi y Morochata en Cochabamba.

Créditos


Autoras:
Susana Mejillones, Coordinadora del proyecto Papas Nativas, HELVETAS Swiss Intercooperation – Bolivia

Rigliana Portugal, Especialista en Gestión del Conocimiento y Comunicación, HELVETAS Swiss Intercooperation - Bolivia

Fotos: Simon Opladen, Juan Ruiz, HELVETAS Bolivia.

Julio 2021
Este documento fue elaborado en el marco del proyecto Papas Nativas de HELVETAS Swiss Intercooperation - Bolivia.

Especialista en Desarrollo Agropecuario, dentro del Subprograma de Desarrollo Económico y Emprendimientos Inclusivos. Fue parte del equipo técnico del proyecto de Agricultura Resiliente y actualmente coordina el proyecto de “Papas nativas" en HELVETAS Swiss Intercooperation. Es economista, con Maestría en Agroecología y Desarrollo Rural Sostenible y Especialidad en Metodologías Participativas de Monitoreo y Evaluación de Agroecosistemas, Investigación, Incidencia Política y Gobernabilidad.
Especialista Gestión del Conocimiento y Comunicación/Punto Focal de Género, en HELVETAS Swiss Intercooperation, Bolivia. Doctoranda en el Doctorado Interuniversitario en Comunicación (Universidades de Huelva, Sevilla, Cádiz y Málaga - España). Magíster en Ciencia, Tecnología, Comunicación y Cultura (Universidad de Salamanca) y en Educación Superior (Universidad de La Habana).