© Helvetas / Simon B. Opladen

Bolivia

El clima es severo a 4000 m en las tierras altas bolivianas y el cambio climático lo ha empeorado. Helvetas ayuda a los agricultores a adaptar mejor sus cultivos y métodos de cultivo ante los impactos del cambio climático y facilita el acceso a los mercados para vender los productos. Además, Helvetas brinda ayuda técnica a las autoridades locales para mejorar los sistemas de gestión de residuos sólidos municipales.
© Helvetas / Simon B. Opladen
  • Capital
    Sucre
  • Área
    1,098,581 km²
  • Índice de pobreza*
    7% de la población que vive bajo la línea de pobreza de $ 1,90 por día
  • ÍNDICE DE DESARROLLO DE LA ONU*
    Rango: 118 de 188
  • Población
    10,888,000
  • Personas apoyadas por año
    72,963
  • Enfoque temático
    Medio ambiente y cambio climático
    Gobernanza y paz
    Economías sostenibles e inclusivas
* Fuente: UN Data

A una altitud de más de 4000 m, el clima es hostil y alterna entre radiaciones solares extremas y temperaturas heladas. Estos extremos han representado siempre tremendos retos para los pequeños agricultores de las tierras altas de Bolivia. Pero ahora el cambio climático está complicando aún más las condiciones de las comunidades agrícolas en los Andes. La temporada de sequía es más extensa y la consecuente escasez de agua dificulta las condiciones de vida sostenibles de la población rural.

Nuevas estrategias de mercadotecnia para los agricultores

Por lo tanto, Helvetas apoya a los agricultores para que adapten los métodos de cultivo a dichas condiciones adversas. Junto con los agricultores y los actores del sector privado, Helvetas explora nuevas estrategias de mercadotecnia. Cultivar quinua y cañihua (un tipo de mijo), por ejemplo, permite a los agricultores complementar sus dietas y vender los excedentes en el mercado, lo que aumenta sus ingresos. Helvetas ha trabajado activamente en Bolivia desde 1992.

Apoyo en la gestión de residuos

En vista de las condiciones rigurosas y las escasas perspectivas de las tierras altas andinas, más y más gente se está mudando a ciudades y centros regionales. La creciente urbanización presenta nuevos retos para las autoridades bolivianas. Helvetas apoya a las autoridades regionales y locales para mejorar la gestión de residuos y los sistemas de alcantarillado. Este apoyo incluye educación medioambiental, como enseñar a los niños en la escuela a reciclar.

Participación en la toma de decisiones para los recursos

Los abundantes recursos naturales del país (en especial el gas natural), al igual que el acceso al agua, han sido siempre asuntos polémicos en Bolivia, sobre todo porque no todos se benefician de estos recursos naturales. Por eso en todos nuestros proyectos procuramos promover el diálogo entre los dirigentes políticos y los grupos de interés. Helvetas aboga por el derecho de las comunidades locales a ser informadas y dar su opinión sobre las decisiones relacionadas con el uso de estos recursos y los ingresos que generan.

Visite el sitio web de Helvetas Bolivia.

© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
1/6
© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
2/6
© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
3/6
© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
4/6
© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
5/6
© Helvetas / Simon B. Opladen
© Helvetas / Simon B. Opladen
6/6

Nuestros proyectos en Bolivia

Si desea conocer más sobre nuestro trabajo en Bolivia, haga clic en cada proyecto para obtener más detalles.

Gobernanza y paz

En muchos países en los que trabajamos, los hombres y las mujeres no pueden reclamar sus derechos ni participar activamente en los procesos de toma de decisiones.

Medio ambiente y cambio climático

Cada año ayudamos a más de 1.000.000 de personas a adaptarse al cambio climático, reducir el riesgo de desastres, gestionar de forma sostenible los recursos naturales y conservar la naturaleza.

Economías sostenibles e inclusivas

El crecimiento económico no siempre beneficia a los pobres y la pobreza impide el crecimiento. Debemos esforzarnos de manera proactiva para detener este círculo vicioso.